“La India es un mercado gigante de bodas”


imagen-zankyou-800x300

Sandra de Miguel | Madrid


Australia, Canadá e India han sido los últimos destinos en los que ha recalado la empresa española Zankyou, web especializado en listas de bodas on line. Un paso más en su proceso de internacionalización y, con el que ya está presente en 23 países de todo el mundo. Tres nuevos destinos, en tres mercados muy interesantes y competitivos para este sector; como señala Guillermo Fernández-Riba, cofundador de Zankyou.

En el año 2015, en España, se celebraron algo más de 166.000 bodas, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), parejas para las que internet habrá sido, a buen seguro, mucho más que una ayuda en la preparación de un día tan especial. Sin embargo, en 2008, año en el que se casó el cofundador de Zankyou, Guillermo Fernández-Riba, las empresas dedicas a este sector en la red brillaban por su ausencia, especialmente las especializadas en listas de bodas “me di cuenta que no había nada que pudiese comunicar a novios e invitados por lo que pusimos en marcha esta iniciativa de negocio. Ahora además ofrecemos a los novios también la comunicación con proveedores lo que en la actualidad representa el 90% del negocio de Zankyou”. Según señala Fernández Riba cuentan con 100.000 proveedores de servicios para bodas a nivel mundial y, cada año, 300.000 parejas se registran en su plataforma.

Tras los primeros compases enseguida pusieron la vista más allá de nuestras fronteras y ahora con una empresa afianzada en el sector desembarcan en India, Australia y Canadá. Fernández-Riba apunta que “India es un mercado gigante de bodas ya que es donde más dinero la gente desembolsa para este acontecimiento(50 billones de dólares al año). India, es el segundo mercado de bodas más importante del mundo y el segundo país con más gente conectada a Internet. La población es muy joven y hay un gran potencial además, de contar con alto índice poblacional“.

Pero, ¿qué diferencias existen entre estos países y España a la hora de organizar y disfrutar de una boda? Según Zankyou estas son notables. Por ejemplo, a las bodas indias asisten entre 100 y 1.000 personas. Por razones culturales, en este país, las bodas son las fiestas más importantes en la vida de las personas y, duran entre una semana y diez días. Además, cada boda está compuesta por varias celebraciones, unas del novio, unas de la novia y otras conjuntas. Además, la novia se tatúa con Henna para el acontecimiento, en las manos y en los pies, ya que una mayor coloración significa una unión más duradera.

En Australia el día favorito para casarse es su Fiesta Nacional, con alrededor de 1.000 bodas celebradas cada año. Los australianos tienen como costumbre cocinar barbacoas como cóctel previo a la ceremonia. Los detalles en las bodas tradicionales australianas son pequeños cuadrados de bizcocho recubiertos con chocolate y espolvoreadas con coco.

Y en Canadá no da mala suerte ver a la novia antes de la boda, de hecho, los novios suelen visitarla antes de la ceremonia, cuando van a la casa de la familia de ella. En la recepción de la boda, los hermanos solteros de los novios hacen un baile, conocido como “The Sock Dance” (danza del calcetín) sin zapatos y con calcetines. Durante el baile, los invitados les lanzan dinero que luego ellos ofrecen a los recién casados.

No son las únicas diferencias, el desembolso económico también lo es. En España, gastamos alrededor de 16.534 € de media por boda, los novios de la India de clase media-alta suelen gastar entre 40.000 € y 100.000 €. Los de Australia alrededor de 55.000 € y los de Canadá unos 27.000 €. En cuanto al dinero que invierten los invitados en sus regalos de bodas, también los asiáticos son los más generosos, entregan a los novios entre 500 y 5.000 €. El obsequio de los canadienses y los australianos ronda los135 € por invitado.

Unas diferencias culturales que son muy tenidas en cuenta por Zankyou. Guillermo Fernández-Riba explica que “en la oficina de Madrid el 90% de los trabajadores son extranjeros -procedentes de los países donde tienen mercado-, apostamos por gente local”.

Además de las diferencias culturales en el mercado de las bodas hay que estar al día y pendientes de las últimas novedades, porque las parejas cada vez son más exigentes, como destaca Fernández-Riba “el mercado de las bodas ha cambiado muchísimo e internet se ha convertido en algo esencial y que convierte este acontecimiento cada vez en un evento más sofisticado y personalizado, porque hay mucha más información al respecto. Por ello, no solo estamos presentes en web también en redes sociales porque debemos estar presentes donde están los novios. Zankyou registra unas 10 millones de visitas al año y, de media, cada novia nos visita unas 80 veces; esto quiere decir que buscan algo especial y que buscan inspiración para ese día”.

Entre los retos de futuro de Guillermo Fernández-Riba y de Zankyou está asentarse en todos los mercados en los que ya están presentes “ni más países, ni más líneas de negocio. En internet hay que estar ultrafocalizado, ahora son muchos los países en los que estamos presentes y el reto es ganar profundidad en cada uno de ellos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *